finca la coruja


Estevia

Ka’a he’ẽ
El nombre en idioma guaraní se transcribe al castellano como “ca-á je-é o caá jeé”, mientras que en el idioma guaraní se escribe ka’a he’ẽ, palabra compuesta por las palabras ka’a (hierba) y he’ẽ (dulce).
Durante siglos, los nativos guaraníes de Paraguay usaron el ka’a he’ẽ como edulcorante natural. La stevia debe su nombre al botánico y médico español Pedro Jaime Esteve (1500–1556) que la encontró en el nordeste del territorio que hoy es Paraguay. El naturalista suizo Moisés Santiago Bertoni fue el primero en describir la especie científicamente en el Alto Paraná. Posteriormente, el químico paraguayo Ovidio Rebaudi publicó en 1900 el primer análisis químico que se había hecho de ella. En ese análisis, Rebaudi descubrió un glucósido edulcorante capaz de endulzar 200 veces más que el azúcar refinado, pero sin los efectos tan contraproducentes que éste produce en el organismo humano. La especie fue bautizada oficialmente por Bertoni en su honor como Eupatorium rebaudiana, o Stevia rebaudiana.

La estevia es un endulzante natural que sustituye a los productos altamente perjudiciales para la salud como el azúcar blanco refinado o la sacarina. Su propiedad más revolucionaria es que ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre pero muchos estudios han comprobado que la estevia puede ser beneficiosa en muchas más dolencias.

DSC00418

Propiedades:
Depresión
Diabetes
Aumenta la resistencia ante refriados y gripe
Hipertensión
Enfermedades de encías, previene caries
Estreñimiento
Favorece la digestión
Fatiga
Insomnio
Nervios
Obesidad (porque es acalórica y provoca saciedad a diferencia del azúcar que es adictiva)
Reumatismo

Cómo tomarla

Podemos tomarla tanto seca como fresca siendo ambas la forma más saludable de tomar la planta.
Hoja fresca sirve para endulzar infusiones y otras bebidas. Se pueden añadir troceadas a las ensaladas y otros platos para darles un toque dulce.
Hoja seca. Sus propiedades son muy similares a las de las hojas fresca con la ventaja de que seca puede conservarse durante largo tiempo. Son adecuadas para preparar infusiones, endulzar bebidas o elaborar extractos o edulcorantes líquidos. +RECETAS

Dosificación.
Consumir la planta directamente: Cuando está disponible la planta viva, la mejor forma de aprovechar las propiedades medicinales de la estevia consiste en comer cada día de 2 a 4 hojas tiernas directamente antes o durante el desayuno, y otras 2 o 4 hojas antes o durante la cena.
Cataplasmas: son beneficiosas para las enfermedades de la piel como ezcemas, acné, seborrea, quemaduras solares. También ayudan en la desinfección y cicatrización de heridas, cortes y arañazos.
Infusiones: La dosis recomendada para cada infusión es de 6 hojas y se sugiere tomarla entre comidas. Para los problemas digestivos se recomienda tomar la infusión después de la comida.
También se puede realizar una cocción de 20 gr por litro de agua y tomar entre comidas, excepto para la diabetes que infusionaremos 40gr de hojas de estevia y tomar de 3 a 4 tazas al día. La infusión se puede guardar durante un par de días en la nevera sin que pierda propiedades.


Te canaruno (receta propia)

Brujilla, hierba huerto, estevia
La infusión se aplica a las partes tiernas de las pantas, es decir, hojas y flores.
Una dosificación media que resulta muy práctica en casa, es usar de 8-10 gr/l que equivale a un puñado/l más o menos.
Procurad que las mezclas tengan un sabor equilibrado y agradable
Esta tisana es muy similar al te moruno (marroquí). La brujilla en familia directa del te canario, la hierba huerto es la misma usada por la receta original y la estevia sustituye al azúcar, por lo que hace que la variante propuesta sea una tisana más saludable que la original.


Compota de manzana

Ingredientes:

750 grs. de manzanas ácidas,

zumo de limón, canela y extracto líquido de estevia

Preparación:

Pelamos las manzanas y las cortamos en dados, vertiendo por encima el zumo de limón. Hervimos la mitad de los dados de manzana en un poco de agua. Cuando están un poco blandos, los aplastamos, añadimos el resto de dados de manzana y seguimos cociéndolos a fuego lento hasta que más o menos la mitad se haya convertido en puré y el resto todavía esté un poco crujiente. Finalmente sazonamos con canela y estevia.

 


Natillas de tofu y naranja

Ingredientes: 

1 naranja,

un puñado de dátiles frescos o secos y puestos en remojo,

300 grs. de tofu,

extracto líquido de estevia al gusto

Preparación:

Lavamos la naranja, rallamos la cáscara y exprimimos el zumo. Eliminamos los huesos de los dátiles y cortamos éstos en trozos muy pequeños. Después batimos el tofu con el zumo de naranja y la estevia al gusto, añadimos la ralladura de naranja, mezclamos todo bien e incorporamos los dátiles picados. Si se desea podemos decorar con nata montada.

 


Natillas con fruta cruda

Ingredientes: 

1 sobre de agar-agar (unos 8 grs.)

1/2 litro de agua o mosto,

1/2 kilo de fruta fresca,

un poco de extracto líquido de estevia,

vainilla en polvo

Preparación:

Disolvemos el agar-agar en el agua o mosto, añadimos la estevia y la vainilla y calentamos el líquido sin que llegue a hervir.

Dejamos las frutas enteras y las troceamos y las ponemos en una fuente de vidrio o en sendos tazones. Vertemos encima la masa de agar-agar y ponemos todo a enfriar. Si se desea, se puede decorar con nata.


Manzanas asadas con estevia

Ingredientes: 

6 manzanas ácidas,

100 grs. de ciruelas pasas,

1 taza de zumo de naranja,

50grs. de almendras cortadas en palitos,

canela, un poco de zumo de limón y un par de chorros de extracto líquido de estevia

Preparación: 

Ponemos las ciruelas pasas en remojo durante la noche en el zumo de naranja, al que habremos añadido canela, las almendras y estevia al gusto. Precalentamos el horno a 200º. Lavamos las manzanas, las descorazonamos y vertemos en su interior unas gotas de limón. Rellenamos las manzanas con la masa del remojo y las horneamos durante 30 minutos.


Galletas de dátil y estevia

Ingredientes:

1 vaso de dátiles secos y puestos en remojo en un poco de agua cortados en rodajas finas,

1 taza de virutas de almendra o copos de chufa,

1 cucharadita de polvo de hojas de estevia seca

1 cucharadita de vainilla o canela

Preparación:

Mezcla bien todos los ingredientes, forma con la masa barritas, rodajas o corazones y ponlos en la nevera durante 2 horas para que se solidifiquen. Si quieres, puedes decorarlas con una almendra, como en las pastas de Navidad. También se pueden formar bolas y luego pasar esas “pelotillas energéticas” por copos de coco o virutas de almendra. En vez de dátiles también pueden utilizarse otras frutas secas como orejones, piña, plátanos o higos. Estas barritas de fruta cruda son ideales para tomar en el recreo l@s niñ@s.


Pastel de fruta y estevia

Ingredientes:

500 grs. de harina de espelta,

1 huevo

120 grs. de ac

eite de palma o de coco,

100ml de nata de soja o de leche de vaca,

4 cucharaditas de hojas de estevia seca picadas,

200ml. de agua,

800 grs. de fruta (por ejemplo: manzanas, ciruelas, albaricoques, mango, physalis, frutos del bosque..),

vainilla en polvo,

Para espolvorear se precisan 2 cucharadas de algarroba o cacao en polvo y 1 cucharadita de hojas de estevia seca picadas

Preparación: 

Precalienta el horno a 180º. Mezcla los ingredientes de la masa y ponla sobre una bandeja de hornear engrasada. Espolvorea un poco de harina sobre la masa y aprieta con las manos para extenderla sobre la bandeja. Limpia la fruta, elimina las pepitas y huesos y córtalas en láminas. Vierte la fruta sobre la masa. Mezcla el polvo de algarroba o de cacao con el de estevia y espolvorea la fruta utilizando un colador. Hornea durante unos 40 minutos.

 


Pastel de frutas crudo

150 grs. de harina de avena,

150 grs de harina de espelta,

150 ml de agua,

1 kg de frutas diversas para la cobertura,

200 grs de pipas de girasol molidas,

1 cucharadita de canela molida,

1 cucharadita de hinojo en polvo,

la ralladura de 1 limón y un poco de extracto líquido de estevia

Para la crema precisamos 2 plátanos, 2 cucharadas de puré de almendras y un poco de extracto líquido de estevia

Preparación

Mezclamos los ingredientes arriba señalados, los amasamos, extendemos la masa en un molde. Ponemos encima frutas de temporada. Mezclamos los ingredientes de la crema y la batimos hasta que quede espumosa. Vertemos la crema de plátanos sobre las frutas y ya está (este pastel no se hornea)